Gisele Alessi, sin argumentos salió a bancar a Chornobroff

Si hay alguien que arrancó su gestión con el pie izquierdo y las criticas de propios y ajenos es Alejo Chornobroff, intendente interino de Avellaneda y tal vez una de las peores entre tantas malas decisiones de Jorge Ferraresi en el armado de equipos de trabajo.

Esta ocurrencia de Ferraresi de delegar la conducción del municipio en un joven político sin mérito alguno, debe ser recordada por si alguna vez Ferraresi vuelve a presentarse en elecciones, ya que un dirigente que no pudo y no supo manejar a la juventud local, poco puede hacer bien en un cargo que se necesita mucha cintura política, pero principalmente oratoria.

Sin aceptación de los propios y con varias denuncias en su contra Chornobroff la tiene difícil, por eso hay una campaña mediática económica para sostener su imagen, porque difícilmente crezca, tiene los seguidores que tuvo en su militancia y nada más, para peor, su firma no es libre, es decir Chornobroff es un títere que obedece a Ferraresi y es controlado por Magdalena Sierra, esa es la única realidad.

La oposición lo sabe y no faltará mucho tiempo donde Chornobroff será tirado de un lado y otro para que quede en evidencia quien realmente gobierna en Avellaneda.

Gisele Alessi, vuelve a caer en la trampa de poner la cara para bancar a un político limitado como es Alejo Chornobroff, la foto junto a él, sin fundamentos que justifiquen su elección demuestran que ni ella puede avalar con hechos el cargo que le han regalado, porque no es un intendente electo sino puesto a dedo, con un acuerdo en el HCD que mañana puede cambiar o el regreso de Ferraresi de su licencia.

Lo que no le contaron a Chornobroff, es que su cargo es interino, pero sus responsabilidades jurídicas son reales, es decir, desde que asumió el cargo, es el primer responsable legal de los actos y omisiones de sus secretarios y empleados municipales, digo por esto de que como Jefe de Gabinete al tomar conocimiento de ciertos hechos podía excusarse en que la decisión era del intendente, ahora él es el intendente.

Por el lado de Gisele Alessi, había prometido aportar con su concejalía una forma distinta de hacer política, con compromiso, pero a la fecha solo se ha sumado al dúo Alessi – Leiva, que son dos conocidos indigentes de votos, prendidos desde hace años en cualquier lista para seguir viviendo del Estado, por ese camino va mal y se muestra como una gran mentirosa al electorado, aún está a tiempo de hacer algo mejor que su padre.

Por Marcelo Ricardo Hawrylciw

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.