Detuvieron a Omar Scarel, presidente de Vicentín

Fue detenido esta mañana en Avellaneda, por orden de la Fiscalía de Delitos Económicos y Complejos de Rosario en una causa que lo investiga por estafas por más de u$s500 millones. Según accionistas de la empresa, se trata de una medida injustificada que no tiene correlato con una acción judicial.

Omar Scarel, presidente de Vicentín, fue detenido esta mañana en Avellaneda, Santa Fe, acusado de fraguar los balances de la empresa correspondientes a los años 2017 y 2018. La Justicia entiende que estas maniobras posibilitaron las estafas que hoy se investigan en la causa.

La detención fue ordenada por los fiscales Sebastián Narvaja y Miguel Moreno, de la Unidad de Delitos Económicos. Scarel ya estaba imputado y se encontraba en libertad bajo fianza.

Los accionistas de Vicentín sostienen que se trata de una medida injustificada, desmesurada y que no tiene correlato con una acción judicial.

Esta mañana se realizaron allanamientos en las localidades santafesinas de Avellaneda y Rosario. En la casa de Scarel se secuestraron un celular, varias notebooks, casi U$S40.000 dólares y unos $600.000.

Durante el mediodía se allanaron las oficinas de las empresas Renova y Viterra, en Puerto Norte, donde se obtuvieron computadoras y discos.

Los hechos por los que se acusa a Scarel ocurrieron cuando él se desempeñaba como contador de la firma. Los fiscales sospechan que incluyó datos falsos en los balances que cerraron en octubre de 2017 y octubre de 2018 para ocultar el verdadero pasivo de la empresa.

La detención llega cuando Vicentín se encuentra renegociando su deuda con acreedores públicos y privados. El plazo para lograr un acuerdo vence este mes. Se espera que Scarel sea trasladado a Rosario y quede imputado el día miércoles.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.