Julián Álvarez y la hipocresía del PJ de Lanús

Días pasados, el concejal Julián Álvarez del bloque del Frente de Todos del HCD de Lanús, hizo declaraciones en contra de la licencia del intendente Néstor Grindetti, la que finalmente fue aprobada para que por 30 días se dedique exclusivamente a presidir el Club Atlético Independiente.

Con un comunicado el bloque del PJ Lanús, señalaba la preocupación por considerar que el intendente tiene prioridades personales por sobre el honrar su cargo, un argumento que días antes lo señalamos desde El Sindical, pero al mismo tiempo que Julián Álvarez se quejaba de las prioridades personales en detrimento de ocuparse de los ciudadanos, él subía a sus redes sociales su acompañamiento a la presentación del libro «Perón, mi abuelo y yo» de Juan Sebastián Riera, actual director provincial de hospitales, donde se pudo ver a otros funcionarios como por ejemplo Nadia Ayelén Burgos, responsable de la UGL de Lanús quien pasa más tiempo en actos y eventos que en su despacho resolviendo cuestiones de los afiliados del PAMI.

Así como está mal que Grindetti no se ocupe del municipio, está igual de mal, que funcionarios dediquen tiempo a cuestiones personales como ser la presentación de un libro cuando esos funcionarios están a cargo de áreas tan sensibles como la salud, que funciona muy mal.

Todo bien con Juan Sebastián Riera y su afición por la literatura, pero debería ocuparse de que los hospitales bonaerenses funcionen bien por la DIGNIDAD de los vecinos, esa dignidad que gritaba en campaña por el 2021 Julián Álvarez, lo mismo que Nadia Ayelén Burgos que sin mérito alguno llegó a la conducción de la UGL de PAMI y a la fecha no ha podido tener un servicio DIGNO, no hay auditoría de los prestadores y mucho menos de los pagos que se hacen a esos prestadores, lo que es una estafa al Estado.

Entre sus consignas Álvarez hablaba de combatir a los medios hegemónicos, pero es el gobierno que integra el que siempre financió a esos medios con las pautas millonarias, entonces sus gritos son solo para la tribuna o mejor dicho para la gilada, porque en los papeles, financiaron y siguen financiando a los medios hegemónicos y salvo los medios de sus periodistas militantes, el resto es ignorado.

Son unos completos caraduras Julián Áñvarez y el resto de los concejales del bloque del Frente de Todos de Lanús, porque cuando tuvieron denuncias contra funcionarios del municipio que afectaban el honor y la dignidad de vecinas, no se ocuparon del tema y todo siguió igual.

Hacerse el copado, bailar, marchar por las calles no es devolverle la DIGNIDAD a los vecinos, es un acto político y hasta onanista para su espacio, el resto de los ciudadanos que sigan esperando, mientras, ustedes y los funcionarios de su espacio no se pierden una sola fiesta de la que participan y se benefician solo ustedes, así incluso desvirtúan los supuestos valores de La Cámpora para transformarse en un selecto club de militantes.

Coherencia y trabajo es lo que les falta, ustedes no son un cambio ni una mejora para el ciudadano, son más de lo mismo.

Por Marcelo Ricardo Hawrylciw

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *