Avellaneda: Se te ríen en la cara, mientras pedís seguridad

Entre las preocupaciones que más inquietan a los ciudadanos están la economía, la inseguridad y la salud, según cualquier encuesta que uno quiera tomar. Ya ni los medios pueden frenar el caudal de noticias policiales y día a día se conoce un nuevo hecho criminal, que van desde los robos violentos a los homicidios.

Con una provincia enorme como es la provincia de Buenos Aires, las medidas implementadas para mejorar la seguridad han sido insuficientes, la creación del Jefe de Estación de Policía que posee cada municipio es una buena idea si no fuera por la intervención política y la relevancia que tiene cada intendente en la elección de cada Jefe de Policía local y sus comisarios.

Por la manipulación de políticos y de funcionarios municipales que pretenden conducir a la policía sin tener los mínimos conocimientos, las cosas en materia de seguridad están muy mal.

Avellaneda hace años tiene pendiente el tema de seguridad con los vecinos, Jorge Ferraresi ha sido sin dudas uno de los peores intendentes en cuanto a seguridad se refiere, las cosas como son, ha realizado obras importantes e impulsado la cultura como pocos, pero de nada sirve lo que no se puede disfrutar.

Inexplicablemente Ferraresi tuvo a Mónica Ghirelli como responsable de la secretaría de seguridad, luego como segunda de Cecilia Rodríguez, quien luego volvió al Ministerio de Seguridad de la Nación, donde fuera ministro, junto a otro ex funcionario municipal el ex subsecretario de seguridad de la Nación Eduardo Villalba, también aterrizaron en el ministerio el ex Jefe de Gabinete de Ferraresi Pablo Vera, con lo cual, cuesta creer que con tantos funcionarios residentes en Avellaneda y vinculados al área de seguridad las cosas no mejoren.

Uno de los principales problemas del crecimiento de los delitos y su violencia es la droga, el crecimiento en los barrios de «kioscos» ha crecido gracias a la complicidad de los fiscales conducidos por Julio Conte Grand, el amigo de María Eugenia Vidal y cuñado de Luis Majul, como ven, los políticos son muy parecidos y socios en todo lo que deje dinero y se use para sumar poder.

Por eso es muy importante entender las causales de la inseguridad y como reclamar de manera eficiente donde y ante quien corresponda.

De un bando y del otro todos prometen mayor seguridad, te venden el verso de que todo se soluciona con más patrulleros y equipos, así blanquean millones en retornos y las cosas no mejoran.

En las últimas fotos se puede ver a la candidata y esposa de Jorge Ferraresi Magdalena Sierra, junto al ineficiente e impresentable de Marcelo Rey, el actual secretario de seguridad del municipio al que curiosamente los concejales de la oposición nunca han objetado por sus antecedentes y denuncias que acumuló cuando llegó la Policía Local, un personaje oscuro y que poco ha hecho por la seguridad de los vecinos, eso sí, su patrimonio ha crecido más rápido que el delito.

Concluyo dejando en claro que todo esto ocurre porque faltan medios que hagan periodismo, publicar gacetillas o notas pautadas es cosa de mediocres y cobardes, dicen hacer un periodismo independiente pero están midiendo la información y tratando de no involucrarse en lo importante, el periodismo es mantenerse en un punto donde hay que informar con la verdad, no importa si es de un partido o del otro, si nos cae bien o no, lo que importa son los hechos y el bien común.

Difícil está elegir bien para los vecinos de Avellaneda, porque el nivel de los políticos y candidatos locales es muy bajo, todos están salpicados por hechos de dudosa legalidad, pero todos juegan a la política estimulando la grieta, no vaya a ser cosa que los vecinos empiecen a buscan alternativas y se termine el curro.

Por Marcelo Ricardo Hawrylciw

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *