Avellaneda: La madre de Agustín Emanuel Núñez reclama justicia por su muerte y denuncia desinterés de la UFI 1

Susana la madre de Agustín Núñez relató de manera muy cruda los detalles sobre la manera que se produjo la muerte de su hijo, quien se desempeñaba como empleado municipal en Avellaneda, y vivía en Dock Sud.

La mujer detalló que “el sábado 10 de octubre 2020 Agustín sale de su trabajo y pasa por mi casa con la moto que tenia para ir a comprar unos medicamentos a una farmacia ubicada detrás del Maternidad Ana Goitia de Avellaneda. Circulaba por la calle Ricardo Gutiérrez y al llegar a la esquina de Dardo Rocha, cruza una camioneta que no se detiene a pesar de venir del lado izquierdo (Agustín lo hacía por la derecha sobre la avenida) y lo impacta”.

Posteriormente Susana agrega que “Agustín se incrusta en la puerta de la camioneta y el conductor lo arrastra casi dos metros hasta que logra soltar la moto con el cuerpo de mi hijo, hace un zig-zag. y se quiere escapar, pero lo paran unos muchachos de una pizzería que estaban en la esquina”.

La mama del joven también nos manifiesta que “el hecho ocurrió a las 12.50 de un sábado con mucha gente en la calle e incluso en la plaza que está cerca del lugar. Es decir que mucha gente vio lo que paso, pero lamentablemente hoy no hay testigos, aporté dos recientemente, pero en la Fiscalía no se que paso ya que todavía no los convocó y el asesino de si hijo está libre”.

Las lesiones recibidas por Agustín Emanuel Núñez fueron gravísimas ya que quedo en el piso con las pernas inmovilizadas, la vena aorta cortada y politraumatismos varios en la cabeza. Incluso cuando llegó al Hospital Fiorito estaba inconsciente e inmediatamente lo llevan al quirófano donde lo operan por espacio de 10 horas y luego lo llevan a terapia intensiva.

Respecto a las primeras horas en el centro de salud, Susana, agrega que “a los dos días vuelve a entrar al quirófano para desinflamarle la presión del cerebro, pero al día siguiente, el martes 13 de octubre falleció a las 6 de la mañana, producto de tres infartos”.

Tras culminar con el crudo relato sobre el accidente y el fallecimiento de su hijo, Susana reclama que “el conductor nunca me llamó”.

La UFI 1 de Avellaneda lleva adelante la causa, a través de la fiscal Olmos Coronel y la carátula de la misma es “homicidio culposo”.

La madre del joven empleado municipal de Avellaneda mas tarde nos indica que “siempre voy a la fiscalía porque la causa quedó parada, no hay testigos, yo lleve a una que después se desdijo y hace poco tiempo dos personas me dieron datos, pero todavía no los llamaron, incluso a mi hijo hicieron un estudio toxicológico y dio negativo porque no había ni bebido, ni se había drogado ya que había salido del trabajo. Cada vez que voy a la fiscalía es dejar el corazón en la puerta, porque es ir a pelear por mi hijo que solamente tenia 20 años y este hombre me lo arrebato por no frenar”

Sobre el final de la conversación, cuando el grabador se había apagado y ya no había palabras para decir y envuelto en el silencio que deja una declaración de esta característica la señora Susana nos pidió un favor: “Me gustaría que escribiera que por qué si habiendo tantas cámaras ninguna tomo el choque y aparte cómo la fiscal no encuentra testigos, y si ya se hizo las pericias accidentológicas a mi hijo cual fue la resolución. Por qué tanta impunidad. Para el Estado y para la gente es un caso más, para mi no, aunque este peleando yo sola y seguiré hasta que se haga justicia”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.