Radio Provincia con plan de lucha

  La gestión de María Eugenia Vidal al frente de la Provincia significó para los trabajadores de la radio oficial un desafío que nunca antes habían debido afrontar: mantener a la emisora con el mismo nivel de audiencia y calidad, pero con menos presupuesto y sin apoyo de las autoridades.

Los reclamos de los trabajadores son varios, y aseguran que si la gestión de la gobernadora María Eugenia Vidal no cambia su política general hacia ese medio de comunicación, el destino de Radio Provincia es muy complicado.

Los funcionarios desprecian salir al aire en la emisora estatal y dan muestras de fidelidad a los grandes medios de comunicación privados. Pero las autoridades de la radio poco hacen para visibilizarla. El ejemplo más claro, y que deberían explicar los funcionarios responsables, es la cuasi desaparición del portal de noticias que tenía en la web del medio que ahora dirige Franco Bagnatto.

El sitio http://www.amprovincia.com.ar/ , que era visitado por miles de usuarios y expresaba una valorable y rica pluralidad de voces, ahora está “escondido” detrás de otro dominio, pero de la Gobernación. O sea, el portal está, pero detrás de otro portal, bien solapado ( http://www.gba.gob.ar/ ).

“El viernes próximo haremos una suelta de globos en la esquina de la radio, pero estamos encaminados a llevar adelante acciones permanentes para que nos atiendan, como por ejemplo cortar alguna calle, marchar a Gobernación, quizá alguna conferencia de prensa con un documento político consensuado entre los trabajadores y todos los gremios que están presentes en el sector, u otras acciones que evaluamos llevar adelante para visibilizar nuestra problemática”, explicó en dialogo con Blanco Sobre Negro el delegado de ATE Sebastián Moyano.

Por estos días, la gestión mantiene firme su política de achicamiento y cortó el diálogo con la asamblea de trabajadores de más de un centenar de empleados de la emisora que se reunió esta semana.

El plan de lucha

Contó Moyano “el programa que nos hemos propuesto tiene tres ejes básicos, que son: una bonificación, que es una especie de compensación salarial en negro” para recuperar poder adquisitivo.

En la última asamblea se abordó una problemática que describe muy bien cómo están las cosas en la Radio. “El día 15 de cada mes, más o menos, empezamos a pedir plata entre nosotros en los pasillos de la radio, es algo que no habíamos visto nunca”, mencionó Moyano.

En este contexto los trabajadores no tienen mucho tiempo para seguir esperando. “La secretaría de Medios está en condiciones inmejorables para afrontar un aporte económico, sobre todo si se tiene en cuenta que pasó de manejar un presupuesto de 160 millones de pesos a una asignación de 460 millones. Además vemos una significativo movimiento de pauta publicitaria, esa plata que va a medios privados que lucran con el estado sale muy fácil, pero un refuerzo presupuestario para esta área parece que fuera imposible”, señaló Moyano.

También describió los “problemas de infraestructura en el edificio y falta de equipamiento” . Dijo: “Los bidones de agua se llenan con la canilla, y la calidad que tiene es bastante dudosa , debido a que no se realiza el mantenimiento adecuado sobre las cañerías y el tanque del edificio”.

“El otro punto que pedimos es el pase a planta permanente de todos los precarizados de la secretaría de Medios (40 en total), que incluyen a los 12 de la emisora, que se encuentran en esas condiciones de contratación. Hay cargos vacantes de áreas criticas que no se cubren, con por ejemplo los 4 que dejaron su puesto como operadores pero fueron reemplazados por otros 4 contratados. Así flexibilizan las tareas y arrojan un manto de incertidumbre sobre cada persona en condición de inestabilidad. Esto ocurre desde el 2015. La gestión actual, mientras, nombró asesores, pasó a planta a funcionarios, pero a nuestros compañeros se los excluyó de ese derecho”, agregó.

“Y el tercer punto del plan de lucha es el reclamo por inversión y mantenimiento. Tenemos computadoras del período Cuaternario , muy lentas. Otras veces tenemos que producir notas con nuestros propios celulares , las redes son muy malas , no funciona el aire acondicionado que refrigera los equipos de transmisión (lo que pone en riesgo su capacidad para seguir funcionando), los vehículos, según testimonios de los choferes, están funcionando en un 70 por ciento de su capacidad. Ni siquiera hay sillas para el personal, es un desastre que tiene muchas aristas”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.