La Plata:Testigos identificaron al que le disparó a Carolina Píparo

Se trata de Carlos Burgos, de 18 años, acusado de balear a la embarazada al salir del Banco Santander Río. Un matrimonio que presenció el ataque reconoció al joven como quien baleó a Carolina. La madre de la chica se descompuso tras haber estado en la rueda ante los acusados. El defensor del asusado se había quejado por la difusión de imágenes de su defendido.

Uno de los detenidos por la salidera en la que fue baleada Carolina Píparo cuando se encontraba embarazada a término fue identificado hoy en una rueda de reconocimiento por una testigo presencial del hecho, según revelaron fuentes judiciales.

Se trata de Carlos Burgos, el joven de 18 años que está sospechado de ser quien realizó el disparo por el cual Píparo resultó gravemente herida y tuvo que ser sometida a una operación de cesárea de urgencia, en la que nació Isidro, un bebé que sólo pudo sobrevivir siete días.

Burgos, según indicaron fuentes judiciales, fue reconocido por la pareja que presenció el brutal asalto. Además de Burgos, también fue sometido a la rueda de reconocimiento -en la que participó la madre de la víctima-, Luciano López, de 19 años, sindicado como quien conducía la moto utilizada para concretar la «salidera» el pasado 29 de julio.

El abogado de Burgos, Carlos Carrazzone, dio su propia interpretación de lo ocurrido y dijo que su cliente va a salir en libertad en los próximos días, porque si bien fue reconocido por la pareja, no pudo hacer lo propio la madre de Píparo.

Tanto la pareja, integrada por un empleado municipal y su mujer, como la madre de Píparo prestaron declaración ante el juez César Melazo.

La madre de Carolina se descompuso mientras recordaba el brutal ataque a su hija, por lo que tuvo que ser asistida en el lugar por paramédicos.

EL ACUSADO POR LOS TESTIGOS

Minutos antes del reconocimiento, el abogado defensor de Carlos Burgos había afirmado que la difusión previa de las imágenes de los imputados entorpecerá la rueda con los acusados.

«Han sido difundidas sus imágenes y exhibidas con anterioridad», sostuvo Rubén Carrazzone en declaraciones a Télam, al referirse a las ruedas de personas a las que serían sometidos los imputados.

El letrado aseguraba que dicha difusión podía «influir en la identificación» de los acusados por parte de la madre de Carolina Píparo y del matrimonio que fue testigo del ataque del que fue víctima la mujer embarazada.

Carazzone deslizó sospechas sobre el hecho de que este matrimonio haya presenciado la salidera al remarcar que «la madre de Píparo sí estuvo pero lamentablemente no sabemos sobre los otros dos (los integrantes del matrimonio)».

Con respecto a la calificación de asociación ilícita que se sumó a las imputaciones de los siete hombres detenidos por el hecho, el abogado de Burgos afirmó: «Asociación ilícita lo veo como más probable que la calificación de homicidio agravado, que es una desprolijidad jurídica».

Carrazzone ya había cuestionado esta calificación al sostener que aún no estaba el resultado de la autopsia del bebé, por lo que tras reiterar que se incorpore este estudio a la causa, agregó que deberían sumarse también los antecedentes de Carolina Píparo sobre sus dificultades para concebir.

Según el letrado, la mujer ya había perdido dos embarazos y este último bebé había sido concebido in vitro «y eso no fue incorporado a la causa».

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.