Los estacionamientos de la Ciudad deberán ahora por Ley hacerse cargo de daños y robos

estacionamiento-autosSe sancionó en la Ciudad una ley que los obliga a retirar los carteles con leyendas que los exime de responsabilidades. Los infractores tendrán sanciones.

La Legislatura porteña sancionó este jueves una norma que impide a los dueños de los estacionamientos que funcionan en la Capital Federal colocar carteles que tiendan a evadir la responsabilidad por daños o hurtos que puedan sufrir los vehículos.

Con 56 votos positivos, los diputados convirtieron en norma un proyecto de la legisladora con mandato cumplido, ahora Defensora Adjunta en la Defensoría del Pueblo de la Ciudad, María América González. La iniciativa, luego reimpulsada por el parlamentario Edgardo Form de Nuevo Encuentro, prohíbe la colocación en las playas de estacionamiento, públicas o privadas, cartelería donde se exhiban frases como «La empresa no se responsabiliza por los daños, robos o hurtos que pudieran sufrir los vehículos» o leyendas similares.
En sus fundamentos, el texto afirma que la «publicación de dichos carteles es un mensaje desalentador hacia el usuario del servicio, desechando la posibilidad de reclamar, porque lo determina expresamente la empresa». Una práctica que contradice los artículos 42 de la Constitución Nacional y 46 de la Constitución de la Ciudad, que ampara los derechos de estos consumidores y usuarios. Es que “quienes ofrecen este servicio tienen el deber de guarda, custodia y restitución, aún cuando se trate de una prestación gratuita y accesoria al objeto principal del estacionamiento”, como ocurre en el caso de los shoppings o supermercados.
La norma describe también que los damnificados padecen «desde la situación más extrema, el robo del automotor, hasta cerraduras forzadas o rotas, extracción del estéreo y falta de pertenencias personales en el interior».
«Algunos ciudadanos sostienen que existe una relación contractual entre el proveedor y el cliente, por la cual este último paga un dinero y como contraprestación el titular del estacionamiento tiene la obligación de entregar el vehículo al cliente en las mismas condiciones que lo recibió«, continúa el escrito.
Los garajistas protestaron contra la ley, y ya evalúan realizar una queja ante la Legislatura. «Si bien nosotros tenemos seguros para este tipo de situaciones, nos genera un problema. ¿Qué hacemos si, por ejemplo, viene una persona y dice que en su auto había un reloj de lujo?”, dijo al diario Clarín Eduardo Sánchez, presidente de la Cámara de Garages, Estacionamientos y Actividades Afines de la República Argentina (Cagesra).
“Todos trabajamos con seguros que cubren robos e incendios, pero no hurtos ni choques. Todo lo que se raye o se choque o suceda en el garaje, sale de nuestro bolsillo. Pero tenemos un límite, porque el incremento en los valores de los automóviles excede los montos que cubren los seguros”, agregó.
Una vez que entre en vigencia la ley, su incumplimiento los infractores serán pasibles «de las sanciones previstas en el artículo 47 y concordantes de la Ley 24.240 de Defensa al Consumidor”, señala el texto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *