Precauciones ante las inundaciones

    

Las fuertes lluvias y las inundaciones que  afectaron a gran parte de los barrios de la Ciudad de Buenos Aires y el  desastre vivido en la ciudad de La Plata y otras del conurbano, obligan a los  ciudadanos a tomar algunos recaudos, para que el desastre natural no afecte  además la salud de los afectados.

Existen además recomendaciones básicas para tener en cuenta ante las inundaciones y la  incapacidad de poder ser evacuado, algunas de estas se pueden resumir en:
*Revise que en los alrededores de su vivienda no se acumulen elementos que afecten el desagote del  agua, como ser maderas, basura, escombros, hojas, tierra, etc.
*Almacene alimentos y agua potable, trate de hacerse de algún elemento para cocinar.
*Tenga preparados una linterna, un botiquín y los medicamentos que suele utilizar.
*Coloque todos los elementos tóxicos lejos del alcance del agua y así evitar que estos se diluyan y dispersen.
*Trate de sintonizar alguna emisora de radio para estar informado sobre la evolución climática y las medidas que se están adoptando.
*Verifique que no existan cables o tomacorrientes bajo el agua y cuídese de cables caídos.
*Si debe abandonar su casa, trate de que todos posean sus documentos de identidad en un lugar seguro o trate de asegurarlos al cuerpo, ya que esto facilitará la identificación de cada uno en caso de descompensación.
*Si debe conducir en zonas inundadas, recuerde hacerlo lentamente, en primera y evitar que el motor se moje y se pare.
*Si el agua al conducir llega por sobre sus rodillas abandone el auto inmediatamente y busque un lugar elevado, no pierda tiempo, si es necesario salga por las ventanillas.
*Todos en la familia deben saber cómo actuar, cómo cortar el suministro de gas, luz y agua, y los números de emergencia a los que pueden llamar de ser necesario.
*No entre a los edificios si todavía hay agua alrededor.
Cuando entre a un edificio, hágalo con cuidado:
Use zapatos gruesos y linterna a pilas.
– Revise las paredes, suelos, puertas y ventanas para asegurar que el edificio no está en riesgo de colapsar.
– Tenga cuidado con los animales que puedan haber arrastrado las aguas.
– Esté atento a planchas o pedazos de techo que puedan caer.
– Tome fotos del daño, tanto de la casa como de los contenidos para el caso de reclamar seguros.
– Inspeccione los cimientos para detectar grietas u otros daños.
* Deseche la comida, aunque sea enlatada, que haya estado en contacto con el agua de la inundación. Hierva el agua que va a beber.
Por Sandra Rodríguez Orfila
Coordinadora de Sí se puede

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.