Por un candado, un CGP no puede restablecer su electricidad tras los cortes

El centro de trámites de Núñez y Belgrano tiene la luz cortada por la deuda que la Ciudad tiene con la distribuidora. El gobierno porteño le envió un generador, pero no puede usarlo porque la compañía bloqueó el acceso a la red.

«A nosotros no nos intimaron desde la empresa. Creo que está mal el procedimiento de cortar la energía eléctrica a una dependencia pública», afirma Gustavo Acevedo, presidente de la Comuna Belgrano, Nuñez y Colegiales.

Acevedo, que fue electo por los vecinos de esos barrios en las últimas elecciones, informó: «Desde la Ciudad nos mandaron un generador de energía pero como la tropa de la empresa puso un candado al acceso de la caja eléctrica tenemos problemas para conectarnos».

En estos momentos preparan los trámites para que un escribano pueda acercarse a los efectos de llevar adelante el rompimiento del precinto como «última medida» para que el generador pueda comenzar a trabajar.

En el ex CGP (Centro de Gestión y Participación) cada día asisten 3500 personas para efectuar diversos trámites como pagar rentas y multas, solicitar fecha para casamientos, anotar nacimientos, entre otras actividades.

El edificio de dos pisos está ubicado en Cabildo 3067 y desde ayer por la tarde que no tienen energía a partir de la decisión de Edenor de iniciar un proceso progresivo de cortes de suministro energético por falta de pago de la Ciudad a la distribuidora.

El conflicto comenzó en diciembre de 2011, momento en el que el gobierno nacional anunció la eliminación de subsidios al consumo de energía, y entre los clientes que perderían ese beneficio estaba la Ciudad de Buenos Aires.

Desde la época de SEGBA, hay un canon de 6,24 por ciento que se les descuenta a los clientes para el gasto del municipio. Es conocida como «la cuenta municipal compensadora».

Hasta el pasado año, esa cuenta daba neutra entre el canon y gasto de la Ciudad. Pero desde que el subsidio desapareció, Edesur le reclama a Macri el pago de 50 millones de pesos y por su parte, Edenor, exige 9 millones de pesos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *