Por supuestos vínculos con espías, separan a custodio de Lorenzetti

  Un custodio del titular del tribunal superior fue separado de su cargo a raíz de una información dada a conocer ayer en el marco de la investigación de la muerte del fiscal Alberto Nisman.

La investigación que el fiscal federal Eduardo Taiano lleva a cabo para esclarecer las circunstancias de la muerte del fiscal especial de la causa AMIA Alberto Nisman puso al descubierto las relaciones entre un miembro de la custodia de Lorenzetti y los servicios de inteligencia.

La Subdirección General de Seguridad de la Corte Suprema de Justicia de la Nación apartó al agente de la policía federal Carlos Miño de sus funciones como custodio de Lorenzetti, y pidió a la Policía Federal que informe cuáles eran los antecedentes por los cuales fue asignado a esa función y cuáles fueron las tareas que se le encomendaron.

El pedido de la Corte se basó en la nota de este periodista titulada “El fiscal sospecha que custodios de Nisman tenían vínculos con servicios de inteligencia” de Clarín, basada en el dictamen en que Taiano pidió la indagatoria del técnico informático Diego Lagomarsino, de Luis Muiño y de los otros ex tres custodios.

Entre el 20 y el 21 de noviembre, el juez Julián Ercolini indagará a Luis Miño, junto al resto de los custodios, en el marco de la causa por la muerte de Nisman. En paralelo, la Corte continuará con las investigaciones para determinar si efectivamente Carlos Miño fue designado como custodio de Lorenzetti para espiarlo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *