La FEB advirtió que un 25% de aumento no es suficiente

La presidenta de la Federación de Educadores Bonaerenses (FEB), Mirta Petrocini, advirtió que una propuesta de aumento salarial de 25 por ciento será «insuficiente» para el sector y dijo que rechazarán una iniciativa para desdoblar el pago de los incrementos.

Petrocini, cuyo gremio es clave en la estructura del Frente Gremial de docentes bonaerenses, que integra junto a los sindicatos SUTEBA, UDA, AMET y SADOP, sostuvo que «esa suma está lejos de lo que realmente necesitamos los docentes para conformar un salario digno».

La dirigente manifestó en un comunicado que «la cuestión salarial dependerá de las negociaciones nacionales» de la que formará parte la Confederación de Educadores Argentinos (CEA), que es la entidad que «representa» a la FEB.

Petrocini consideró que durante las negociaciones es necesario «primero» acordar la «eliminación del tope de las asignaciones familiares» y también «elevar el mínimo no imponible».

Esto último, aclaró, será importante porque «cualquier aumento» para el sector docente «se ve devorado por estas quitas» en los salarios de los maestros.

La FEB, sostuvo la jefa del gremio, no aceptará este año «desdoblamientos y/o cuotas en el cobro de nuestro aumento».

El gobierno bonaerense, que conduce Daniel Scioli, dijo que en febrero convocará a los docentes a paritarias para discutir la pauta de incremento salarial que regirá este año.

«Desde FEB vamos a exigir incorporar dentro de la negociación un punto que permita una reapertura de las negociaciones en el transcurso del año, para que no nos suceda lo del segundo semestre de 2010», destacó Petrocini, en referencia a los incrementos de precios que generaron un retraso en los sueldos de su sector.

Los sindicatos que integran el Frente Gremial comenzarán pronto a trabajar «en forma interna sobre temas generales para plantear dentro de la paritaria», manifestó la dirigente.

La semana pasada la Unión de Docentes bonaerenses (Udocba), que no integra el Frente Gremial, dijo que reclamará al gobierno provincial un incremento salarial de 30 por ciento para el primer semestre del año y el «blanqueo» de los adicionales que perciben «en negro».

Udocba presentó los reclamos que llevará a las negociaciones pocos días después de que las autoridades del área de educación de la provincia advirtieran que la cifra de los incrementos sólo puede ser fijada en el curso de las paritarias.

Los sindicatos porteños habían adelantado, por su parte, que su reclamo en las negociaciones será de 30 por ciento y advirtieron que una respuesta desfavorable en las tratativas pondrá en riesgo el inicio del ciclo lectivo.

Los jefes de CTERA y de la Unión Docentes Argentinos, Stella Maldonado y Sergio Romero, dijeron que en las paritarias nacionales no aceptarán debatir un incremento «por debajo del 25%» y que el sueldo mínimo del maestro se deberá ubicar «entre 2.300 y 2.500 pesos», en lugar de los 1.840 actuales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.