Baldomero «Cacho» Álvarez de Olivera, repudiado por su gente

Cacho-pensando La movida política del ex intendente y ex senador de Avellaneda, Baldomero «Cacho» Álvarez de Olivera, es posiblemente el fin de la carrera del político como referente del peronismo y no se sabe si el PRO, le dará un «premio» por su intención de organizar un quiebre político en el HCD con miras a debilitar el poder y la gobernabilidad del intendente Jorge Ferraresi.

El ex intendente de Avellaneda, ex titular del PJ, ex ministro de Desarrollo Social bonaerense y ex senador provincial, ahora suma ser un ex peronista, en su propio entorno político no dudan en calificarlo como un TRAIDOR, incluso La Mesa de la Militancia Peronista destacó que “se niega rotundamente a ser cómplice de este período de dominación, iniciado el 10 de diciembre con una transferencia de ingresos exponencial desde los trabajadores hacia los sectores más poderosos, potenciando un sistema que segrega donde unos se especializan en ganar y otros en perder”.

Entre los firmantes están además de Benicio Gutiérrez y Jorge Gamarra, Daniel Lamármora, Santiago Dante, Silvia Luna, José Giordano, Marcelo Chocobar, Gustavo Cousirat, Nancy Guzmán, Ramón Pereyra, Mirta Vera, Martín Saraco, Liliana Iglesias, Maximiliano González, Osvaldo Ugolini, Osvaldo Cano.

Dos concejales mandato cumplido de su espacio, Jorge Gamarra y Benicio «Pantera» Gutiérrez, criticaron duramente este nuevo cambio político de su ahora ex jefe, Benicio fue más allá y dijo sentir vergüenza por las declaraciones de Cacho en apoyo al macrismo.

“De un tiempo a esta parte, se cagó en todos los valores que predicó, como la lealtad”, apuntó el concejal mandato cumplido, quien recordó que Álvarez de Olivera “supo ganarse su prestigio, fue senador e intendente, conductor del peronismo”. “Que hoy llegue a este nivel tan bajo me sorprende mucho”, criticó y consideró que el ex intendente “tiró por la ventana su prestigio” por llevar a cabo una política de “conveniencia y oportunismo”.

Sobre el armado moderado del peronismo, Gutiérrez opinó que “quieren cogobernar” junto a Cambiemos. “Massa sale de gira por el mundo con Macri para hacer creer que la oposición apoya a Cambiemos, eso no existe. Subestiman al pueblo y al afiliado peronista”, esgrimió.

“Los traidores en el movimiento no tienen cabida y mucho menos para conducirlo”, remarcó Gutiérrez, quien apoyó a Ferraresi porque encarna una “oposición fuerte a todas las medidas en contra del pueblo que está tomando Macri”.

En el armado para quitarle la presidencia del HCD a Hugo Barrueco, además de Cacho participaron la perdedora y resentida Gladys González, quien intenta quitarle poder a Daniel García, electo concejal y presidente del bloque PRO en el HCD de Avellaneda, el otro impresentable involucrado según los propios concejales refieren fue Sebastián Vinagre, ex Defensor del Pueblo de Avellaneda, a quien el PRO debería pedir se audite su gestión, si realmente se quiere combatir la corrupción.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *