Alejo Chornobroff, jugando al intendente día 7

Continuando con la ficción Alejo Chornobroff «intendente», las cosas siguen mal por Avellaneda, los delitos siguen creciendo, las denuncias y reclamos de los vecinos no cesan y los delincuentes se sienten tan impunes que ya ni buscan la noche o calles vacías, te roban de día y delante de cualquiera.

En Gerli el día jueves 18, hubo dos robos violentos a vecinos, el más llamativo en la intersección de las calles Elizalde y Pasaje Lista, a menos de 50 metros de la transitada De La Serna y a 150 metros de la comisaría 6ta de Avellaneda, que a este paso tendrá el record de ser la comisaría con más robos a metros de quienes se supone cuidan a los vecinos.

Siguiendo el guión de hacer de cuenta que es intendente, hoy Chornobroff pudo salir sin «mamá Magdalena» y tomarse unas fotos en una capacitación para médicos sobre la vacuna Sputnik V, nada comprometido y sin necesidad de que tenga que firmar algo.

Vecinos reclaman desde hace días que no son atendidos en la secretaria de salud municipal para que les expliquen los motivos por los cuales la Unidad Sanitaria N°5 no se encuentra funcionando con todos los servicios y especialidades, además de que dicen hay un faltante de leche en polvo.

Seguimos contando los días para que el intendente se ponga a trabajar y deje de ser el felpudo agradecido de Ferraresi que en su nueva función como ministro se reunió por estos días con Víctor Santa María, supuestamente para un plan de viviendas para los encargados de edificios, pero trascendió que ambos estarían recibiendo llamados de una señora que les reclama atención y se siente descartada por ellos luego de que no funcionara la relación profesional y personal que supo tener con ellos. Que promete ser un culebrón.

Por Marcelo Ricardo Hawrylciw

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *