Lomas de Zamora: Repudio general a la represión policial a docentes que reclamaban seguridad

Docentes y estudiantes del Instituto de Formación Docente 103 de Villa Urbana, en Fiorito, fueron reprimidos este miércoles por la tarde cuando intentaron cortar el ex Camino Negro, en reclamo de mayor seguridad. El martes siete delincuentes armados asaltaron a alumnos  que se encontraban en la puerta de ese establecimiento ubicado en la calle Gabriel Miró.

El reclamo se realizó luego de que un grupo de estudiantes denunciaran que este martes alrededor de las 21 cuando estaban estudiando en el Instituto, ubicado en Gabriel Miró, entre Figueredo y Baradero, en Fiorito, siete delincuentes armados quisieron ingresar al lugar.

En la puerta, le terminaron robando una moto a un estudiante y un celular a otro. En tanto, le gatillaron sus armas a dos alumnas. La reacción de los estudiantes permitió la detención de dos de los asaltantes. El resto huyó y sigue prófugo.

Este miércoles por la tarde los estudiantes y docentes decidieron marchar desde el Instituto al Camino negro para visibilizar el reclamo por mayor seguridad.

Cuando se acercaban al Camino Negro se toparon con un fuerte operativo policial que les impidió el paso. Comenzaron los forcejeos y gritos por parte los manifestantes.

Sorpresivamente, algunos policías comenzaron a disparar postas de goma y a arrojar gas pimienta a docentes y estudiantes.

En ese contexto, varios estudiantes y docentes fueron perseguidos, y dos de ellos detenidos y subidos a móviles policiales. En tanto, otros manifestantes mostraban a los medios de comunicación presentes las heridas por las balas de goma recibidas.

Los detenidos fueron trasladados a la Comisaría de Villa Centenario y el fiscal Gerardo Loureyro dispuso su libertad pasadas las 20:00 hs.

“Detuvieron a una alumna y a un docente. Además, hay tres estudiantes y profesor heridos por las balas de goma y el gas pimiento que tuvieron que ser asistidos por una ambulancia. También un chico del barrio que salió a la puerta recibió un balazo de goma”, detalló Laura Márquez, presidenta del Centro de estudiantes del Instituto 103.

La estudiante explicó que durante la tarde mantuvieron reuniones con autoridades municipales y provinciales que se comprometieron a reforzar la seguridad en las adyacencias al establecimiento, con móviles policiales. “Igualmente mantuvimos la decisión de cortar para visibilizar el problema y porque aún son promesas”, destacó.

Luego de la represión, el Suteba Lomas de Zamora decretó un paro docente para este jueves. En tanto, alumnos y profesores del Instituto 103 realizarán un corte de calles este jueves, a las 17, en Pio Baroja y Recondo. “Queremos soluciones concretas y repudiamos la represión que sufrimos”, destacó Márquez. Y agregó: “Ayer nos gatillaron los delincuentes, hoy los policías”.

Gabriela Capurro, integrante del Centro de Estudiantes del Instituto 103, explicó: “Nos vienen robando seguido. Salimos antes y tomamos medidas de seguridad pero no alcanza. Lo que ocurrió anoche fue lo peor, ocho tipos tratando de asaltarnos, tratando de entrar al Instituto”.

Luego, contó que el hecho ocurrió alrededor de las 21. Todavía no había llegado el patrullero que los espera en la puerta cuando un estudiante ve llegar a los ladrones, pero todo fue “tan rápido” que no tuvieron tiempo de ingresar al establecimiento y pedir ayuda.

“Enseguida nos apuraron ´vamos adentro’ mientras nos apuntaban con las armas. Nos metimos al Instituto, uno quiso entrar, y lo corrimos con una silla. Un compañero quedó afuera y le pegaron. Cuando vimos al compañero lastimado pidiéndoles que lo suelten se pudrió todo. Comenzamos a correrlos. Éramos como 40 corriéndolos y logramos agarrar a dos y la policía se los llevó. Había una moto afuera que se la llevaron pero lo descartaron a unas cuadras”, relató Gabriela.

Los ladrones amenazaron y gatillaron a varios alumnos “pero el disparo no salió”.

A mí me gatillaron y a varios compañeros más. Calculo que el arma estaba vacía, pero con lo que hicieron quedamos asustados. Es un peligro que entren a las aulas que están llenas de chicos. Anoche no les permitimos la entrada y los corrimos pero no podemos seguir así”, lamentó la alumna.

Hace veinte días solicitaron una garita fija y un corredor policial en toda la zona donde hay dos o tres colegios más porque los robos ocurren todo el tiempo.

“Queremos defender el Instituto porque en un barrio carenciado es la única oportunidad que tienen muchos compañeros de crecer”, expresó.

A raíz de lo ocurrido, este miércoles decidieron no asistir a clases y organizaron una movilización a Puente La Noria para pedir mayor seguridad. Es la segunda movilización que realizan en lo que va del año.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.