Lanús:Secuestro express a una mujer y sus hijos

Motochorros se llevaron cautiva a una mujer frente a sus hijos y su hermana. La odisea comenzó en Valentín Alsina y acabó en Villa Fiorito, donde la banda liberó a la víctima. Los forajidos huyeron tras apoderarse de dos cuatriciclos.

Cuatro motochorros fuertemente armados secuestraron a una mujer frente a sus 2 hijos adolescentes y su hermana, mientras la familia regresaba de disfrutar de sus vacaciones en la provincia de Córdoba. Los hampones, que les robaron 2 cuatriciclos a las víctimas, capturaron a la señora en Valentín Alsina, en el partido de Lanús, y la dejaron libre en Villa Fiorito. Los marginales fugaron y ahora son buscados de manera intensa por los pesquisas policiales.

Los voceros revelaron que el hecho se produjo cuando Miriam Graciela Lizondo conducía una camioneta Ford EcoSport, en la que también viajaban su hermana y sus 2 hijos, que tienen 15 y 11 años. El citado vehículo llevaba enganchado un trailer, que era usado para transportar 2 cuatriciclos.

Trascendió que, en el cruce de la avenida Remedios de Escalada de San Martín y Doctor Darregueira, en Valentín Alsina, aparecieron en escena 4 ladrones provistos de armas de fuego, que viajaban en 2 motocicletas.

De inmediato los hampones redujeron por la fuerza a las atemorizadas víctimas y, acto seguido, obligaron a bajarse del rodado a los menores y a la hermana de Miriam. Según dijeron los informantes, con enorme rapidez los integrantes de la gavilla tomaron en condición de rehén a la señora, llevándosela cautiva ante la desesperada mirada del resto de sus familiares.

Los asaltantes empezaron a “pasear” a la mujer raptada por diversas localidades situadas en el sur del conurbano provincial, hasta que resolvieron liberarla en la esquina de Islandia y Miguel de Unamuno, en jurisdicción de Villa Fiorito. La temible banda siguió la fuga con la mencionada camioneta y el trailer con los cuatriciclos.

Miriam tuvo que caminar algunas cuadras. Finalmente, la víctima encontró una agencia de remises, oportunidad en la que ascendió a un auto de alquiler, en el cual se trasladó a su domicilio.

Posteriormente, la camioneta Ford EcoSport robada por los bestiales asaltantes apareció abandonada en Pío Baroja y Virgen de Itatí de Villa Fiorito, a 400 metros del denominado Camino Negro. Los individuos se habían apoderado de los cuatriciclos.

Ahora, lo acontecido es investigado por los servidores públicos destinados en la comisaría de Valentín Alsina (3ª de Lanús), quienes realizaron una serie de procedimientos para dar con el paradero de los maleantes. Se dice que los malvivientes actuaron al “voleo”.

Fuente:Crónica

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *