Verano 2019: lo que salen las vacaciones en las playas de Mar del Plata, Pinamar y Punta del Este

Desde un choclo entre $50 y $150 hasta una sombrilla entre $400 y $1500 por día. ¿Cuánto sale almorzar en la playa o salir a cenar?

La temporada de verano arrancó con la necesidad de hacer cuentas y comparar precios debido a la crisis que afectó a nuestro país durante el 2018. Con el aumento de bienes y servicios, los precios de los clásicos de la costa han variado. Un repaso para que el turisto no se lleve una sorpresa en pleno descanso.

El vicepresidente de la Asociación Empresaria Hotelera Gastronómica, Jesús Osorno, habló con Infobae donde dijo que Mar del Plata «es uno de los destinos más accesibles, con mucha diversidad de oferta tanto en gastronomía como en hotelería. Para las comidas en un restaurante hay que calcular entre $250 y $300, de ahí se puede ir para abajo o para arriba, depende si es un lugar de comidas rápidas o de más categoría».

Para comenzar, un almuerzo en un parador en Mar del Plata puede rondar los $150/$200. El menú básico incluye una gaseosa y un sándwich.

Si el turista busca alquilar una carpa, los precios rondan desde $1.200 a $2.000 por día en enero. Los precios pueden variar dependiendo el servicio que puedan ofrecer los balnearios. Una sombrilla, por otro lado, cuesta desde $1.000 lo que representa un 20% menos que las carpas.

Otro de los puntos turísticos elegidos por los argentinos, es Pinamar. Allí alquilar una carpa por día cuesta $1.285 y las sombrillas $714.

En cuanto la comida, las opciones van desde una ensalada a $250, una hamburguesa $260, una milanesa a $180 y el choclo de $50 a $60. Para beber las gaseosas se encuentran a $70 y una cerveza a $120.

Con respecto al ocio, las entradas de teatro se encuentran entre $600 y $250, una entrada de cine va desde $160 a $190.

En Pinamar se pueden realizar paseos a caballo, estos tienen un costo de $720, alquilar una cancha de tenis va desde los $400 a $600 y andar en cuatriciclo puede costar $1.300 la hora.

Ya en la otra orilla, en Punta del Este, los precios difieren ya que el valor del peso argentino es mejor que el peso uruguayo.

Los balnearios que ofrecen servicios VIP como alquilar reposeras y camas, tienen un valor de $1.500 a $5.760. En otras playas se pueden conseguir sombrillas y sillas a $384.

En el sector gastronómico, durante el mediodía se puede comer menúes que van desde $560 a $625. Hay que tener en cuenta que el argentino que viaja, se le descuenta el 18% de la devolución del IVA.

Gastón Figun, presidente de la Corporación Gastronómica de Punta del Este, manifestó: «Más allá de los restaurantes de mayor rango de precios, encontrás en Punta del Este menúes turísticos de almuerzos desde USD 25 (unos $960) por día, con entrada principal, un refresco o vino. En los paradores podés también comer chivitos, hamburguesas o cosas más sencillas».

Figun destacó que hay una baja significativa de turismo argentino, en especial de la clase media. Mientras que en la Costa Atlántica argentina, los turistas aumentaron la capacidad hotelera de años anteriores, producto de la crisis y aumento del dólar. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *