Sueldo de Macri y su Gabinete aumenta el 25% en el inicio de 2019

Se trata de un incremento salarial para el presidente y todo su gabinete. En total unos 300 ministros, secretarios y subsecretarios quienes tendrán un aumento del 20% en enero y de un 5% en febrero.

El Presidente y los ministros cobrarán entre enero y febrero un 25% de aumento en sus sueldos, a diferencia del resto de los estatales que sólo tendrán un 10%.

De esta manera, los funcionarios que dependan del Ejecutivo recibirán una fuerte compensación salarial: además del 10 por ciento dividido en dos cuotas de 5% que se les otorgó a los trabajadores estatales.

El presidente, pasará a cobrar $ 268.000 y los ministros, $ 236.000. El texto de la actualización de la paritaria, decreto 1086/18, incluye una cláusula que extiende al «personal que no hubiera percibido el incremento porcentual», según lo estipulado en el decreto anterior, de mayo, en el que se fijó que el aumento no alcanzaba a «las autoridades políticas».

La última suba «paritaria» que habían recibido los funcionarios fue en 2017, luego del escándalo en el que se vio involucrado el ex ministro de Trabajo Jorge Triaca donde el presidente anunció congelamiento de salarios y la imposibilidad de contratación de familiares de ministros.

Hasta mayo pasado, el Presidente cobró un sueldo de bruto de $ 214.444, según datos oficiales, seguido por la vice Gabriela Michetti, que recibió $ 198.559. Los ministros, en tanto, unos $ 189.000 a excepción de Jorge Faurie, quien por su condición de diplomático de carrera cobró $ 367.962.

La decisión de los congelamientos tuvo un impacto dispar, donde funcionarios de trayectoria, ex CEOs de empresas, con fortunas en millones de dólares, no sintieron la medida; mientras que para los más jóvenes o quienes no están realizados económicamente, fue un duro golpe. Tanto que algunos decidieron volver al sector privado.

Pero con una inflación del 50% el presidente cedió. No obtante, el beneficio no sólo contempla a funcionarios políticos, que comenzarán a cobrar con aumento, sino a todos los empleados de la administración pública centralizada que, en la paritaria 2018, antes de la disparada del dólar y cuando el Gobierno aún defendía la meta del 15% de inflación; se vieron afectados por tener incrementos menores en términos porcentuales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *