Quilmes:Asesinan a un comerciante y la policía sospecha de un ajuste de cuentas

disparos-pistolaUn hombre de 50 años falleció tras recibir un balazo en la cabeza en la puerta de su comercio en Quilmes. Las investigaciones policiales dan cuenta de dos hombres como principales sospechosos.

Un comerciante de 50 años fue asesinado de un tiro en la cabeza por dos hombres que lo abordaron cuando estaba parado en la puerta de su negocio en el partido bonaerense de Quilmes, y los investigadores creen que el móvil pudo haber sido un ajuste de cuentas.

Fuentes policiales informaron que el hecho ocurrió hoy alrededor de las 10:30 hs., cuando la víctima, identificada como Emilio Méndez, se encontraba frente al local de venta y reparación de celulares de su propiedad, ubicado en Zapiola 163 bis, de Quilmes.

Según le relató luego un testigo a la policía, dos personas se acercaron a pie e iniciaron una fuerte discusión que finalizó cuando uno de ellos extrajo un arma de fuego y le disparó un tiro en la cabeza que lo mató prácticamente en el acto.

Luego de asesinar al comerciante, ambos agresores comenzaron a correr sin tomar ninguna de sus pertenencias y escaparon en dirección al asentamiento de emergencia conocido como Villa La Cañada, a unas tres cuadras del lugar del crimen.

Tras el llamado al 911 de un vecino, llegaron al lugar efectivos de la comisaría de la jurisdicción, quienes pusieron en marcha un operativo rastrillaje con la intención de dar con los homicidas, aunque hasta este mediodía no habían obtenido resultados.

En tanto, las autoridades también solicitaron el análisis de las cámaras de seguridad municipales instaladas en las cercanías, en caso de que tanto la escena como la ruta de escape de los asesinos hayan podido ser captados.

De acuerdo a las fuentes, los pesquisas hallaron intacta la billetera de Méndez y pudieron comprobar que los asesinos nunca ingresaron al comercio, por lo que descartaban el móvil del robo y orientaban la investigación en otra dirección.

Luego de entrevistar al socio comercial y a familiares de Méndez, pudieron averiguar que la víctima tenía importantes deudas de dinero por las que incluso había llegado a incendiar intencionalmente su propio vehículo para cobrar el seguro.

En ese sentido, la policía investigaba hoy quiénes eran sus acreedores y si éstos pudieron encomendar su asesinato.

Los efectivos no descartaban, además, que el homicidio pudiera tener relación con el narcotráfico en el barrio, ya que algunos datos obtenidos en los primeros minutos señalaba que Méndez podría estar involucrado en dicha actividad.

Interviene en la causa la Unidad Funcional de Instrucción de turno del Departamento Judicial Quilmes, a cargo de Sebastián Lucio Videla.

 

Télam

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *