Médicos, judiciales y estatales realizan un paro

Los sectores reclaman una convocatoria a paritarias y una recomposición por el poder adquisitivo perdido el año pasado.

El malestar en la provincia de Buenos Aires persiste. Si bien hubo acuerdo con la mayoría de los gremios docentes, los profesionales de la salud y los trabajadores judiciales aún no fueron convocados. Realizan hoy un paro de 24 horas. ATE también va a la huelga.

CICOP, gremio que nuclea a profesionales de la salud en territorio bonaerense, definió en el congreso de delegados realizado el pasado 6 de abril un paro de 24 horas para este miércoles y otro de 48 horas para el 24 y 25 de abril.

Advirtieron que “con salarios desjerarquizados y condiciones inadecuadas para trabajadores y pacientes, el sistema de salud pública termina siendo expulsivo para un número cada vez mayor de profesionales y no resulta atractivo para que ingresen al mismo quienes egresan de las facultades o terminan sus residencias”. Cuestionan, en ese marco, la “demora” en la convocatoria a discutir salarios y denuncia el incumplimiento del acuerdo que establecía retomar el diálogo en diciembre del año pasado.

“Se hace imprescindible que, habiendo transcurrido más de tres meses del año 2019, traigan a la mesa de negociación una propuesta que no sólo contemple la pérdida padecida, sino que además garantice salarios dignos, con adecuación automática a la inflación del año en curso, único modo de no perder poder adquisitivo frente a cifras que, a esta altura del año, superan el 10 por ciento sin perspectivas de disminuir su impacto sobre el nivel de vida de los trabajadores”, advierten.

Por otro lado, la Asociación Judicial Bonaerense (AJB) reclama la continuidad de las negociaciones del año pasado. “Ante la falta de voluntad de diálogo del Poder Ejecutivo provincial frente a los reclamos y a las presentaciones formales realizadas por la AJB ante el Ministerio de Trabajo exigiendo la reapertura de paritarias, el próximo miércoles 10 de abril los judiciales protagonizarán la tercera jornada de paro del año, con acciones locales de visibilización de los motivos del conflicto en los diecinueve departamentos judiciales”, anunciaron.

El sector reclama una convocatoria a paritarias para recomponer el poder adquisitivo de los salarios perdido en 2018 y una propuesta para 2019 que incluya una cláusula de actualización automática por inflación (cláusula gatillo). También exige la conformación de mesas técnicas para acordar un proyecto de ley de negociación colectiva para el Poder Judicial en las que se debata la restitución del sistema de enganche –con la Justicia Nacional- con porcentualidad salarial.

Además, se reclama discutir en la paritaria la crisis de infraestructura que atraviesa el Poder Judicial, así como la necesidad de creación de cargos y puesta en funcionamiento de decenas de organismos judiciales ya creados por ley. “Insistimos en la necesidad de una convocatoria urgente a una mesa técnica que aborde la crisis de infraestructura que atraviesa el Poder Judicial provincial, así como el colapso de ciertos fueros por la falta de nombramiento de personal y porque no se ponen en funcionamiento decenas de organismos judiciales ya creados por ley”, señaló Pablo Abramovich.

El paro de ATE será de 48 horas

La medida de fuerza se lleva a cabo hoy y mañana, “en virtud de la falta de respuesta desde el gobierno provincial hacia las y los trabajadores estatales sobre la convocatoria urgente a la paritaria de la Ley 10.430 para recomponer el poder adquisitivo perdido en el último tiempo, la reincorporación y el cese de los despidos y el pase a planta permanente de todos los precarizados”.

“La insensibilidad de la gobernadora Vidal y el desprecio con el que maneja las relaciones laborales hacia los estatales bonaerenses vuelve a prevalecer en esta etapa y eso nos obliga a profundizar el plan de acción. Como lo dijimos la semana pasada, estamos articulando con distintas organizaciones como CICOP, Judiciales y gremios docentes para confluir en medidas de acción comunes. Esto se da en un marco en el cual es evidente la desastrosa política salarial por parte del gobierno bonaerense”, remarcó Oscar de Isasi.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *