Mataderos:Roban vivienda vestidos de policías

madre-víctima-de-robosOcurrió en el barrio de Mataderos, en Albariños al 1000, donde un joven de 22 años fue víctima de una entradera. Cuatro ladrones, uno de los cuales estaba uniforme de agente, ingresaron a la vivienda, maltrataron y amenazaron al muchacho, además de llevarse objetos de valor.

Cuatro delincuentes, uno de ellos vestido con ropas policiales, asaltaron a mano armada a un joven y lo obligaron a hacerlos entrar a su casa del barrio porteño de Mataderos, donde lo amenazaron de muerte, lo esposaron y le robaron, informaron fuentes policiales y la madre de la víctima.

El episodio se registró en horas de la madrugada del lunes, cerca de las 2.30, cuando el joven de 22 años salió de su casa situada en Albariños al 1000 con intenciones de abordar su auto Volkswagen Fox, dijeron los voceos policiales. “Mi hijo ve una camioneta, que al parecer estaba esperándolo. Cuando se va a subir al auto, la camioneta se sube arriba de la vereda y se bajan cuatro policías disfrazados y le dicen: ‘Alto, policía’”, relató la madre de la víctima, Norma, en diálogo con la prensa.

Según la mujer, los falsos policías, uno de los cuales portaba armas, lo amenazaron y obligaron a su hijo a dejarlos entrar a la casa, donde no había nadie. “Le dicen ‘vamos adentro’ y ahí empiezan: lo esposan, lo golpean, le dicen dame la plata, el les dice que no hay, que sólo tenía algo que había sacado del banco”, añadió Norma.

Los delincuentes, según relató la madre de la víctima, lo increparon con que en la casa debía haber una caja fuerte y le advirtieron que si llegaban a encontrar más dinero que el que el joven decía tener iban a matarlo. “Lo llevan arriba (a la planta alta de la casa), lo ponen boca abajo y empiezan a llevarse las cosas. Para mí sabían que estaba solo. Le dijeron ‘ya sabemos que tu mamá no está’, ‘vamos a matar a tu mamá’, lo maltrataron psicológicamente y lo golpearon”, añadió Norma.

Tras colocar al chico boca abajo y esposado en una cama y taparle la cabeza con una toalla, los delincuentes comenzaron a cargar en la camioneta objetos de la casa, entre ellos minicomponentes, plasmas, computadoras, ropa, camperas y perfumes. Los falsos policías permanecieron en la vivienda cerca de dos horas y antes de irse le dijeron al joven “te vamos a matar, te vamos a pegar un tiro en la cabeza”, según relató su madre.

Luego la banda escapó, llevándose también el auto del joven, quien pudo llamar al 911, por lo que a la vivienda concurrieron efectivos de la seccional 42, quienes le quitaron las esposas, le tomaron la denuncia e iniciaron las actuaciones de rigor. Norma dijo que ningún vecino vio nada, que tiene miedo de seguir viviendo en una casa y que “gracias a Dios no lo mataron”.

Finalmente la mujer recordó que hace cuatro años sufrió una entradera en esa misma casa, aunque “no fue tan grave”. “Acá no sabes si son policías o no, si te paran en la calle y no sabés si parar o no. Lo bueno de todo esto es que no lo mataron,  lo que se llevaron no me importa, por lo menos mi hijo está vivo”, concluyó. La causa por robo a mano armada fue iniciada en la seccional local y se le dio intervención a la fiscalía de turno porteña.

Télam

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *