Lomas de Zamora: Juzgan a un Subcomisario por no tomar denuncia de fatal accidente

El Juzgado Correccional 7 de Lomas de Zamora comenzó a juzgar a un ex Subcomisario de la seccional 10° de Lomas de Zamora, por violación de los deberes de funcionario público. Dicho delito se le inculpa por las acciones no realizadas en la muerte de Jennifer Rojas, estudiante de Bioquímica que fue atropellada en Ingeniero Budge por dos personas que iban en una moto, escapando de la policía, en 2014. En la primera audiencia, declararon las personas a las que se le denegó la posibilidad de realizar la denuncia, mientras que se espera que en la próxima atestigüe personal policial que actuó en las horas claves del hecho.

Socorro del Valle Rojas, mamá de Jennifer, dialogó con concluida la primera jornada de debate, donde se presentaron los distintos testigos de la causa, que sufrieron el abandono del personal policial de la 10° de Lomas de Zamora. Rojas indicó que el imputado, Juan Carlos Maldonado, está siendo juzgado por el hecho de no haber tomado la denuncia de lo ocurrido en su momento, por lo que la familia inició un raid por distintas comisarías, hasta que le tomaran la denuncia.

“En la audiencia se presentaron como testigos mis dos hijos, que fueron los que fueron a la comisaria en distinto momentos” y sufrieron el mismo trato no sólo por Maldonado, sino también por el resto del personal. “A uno de mis hijos lo sacaron carpiendo (de la comisaria), había una femenina que quería tomar la denuncia y Maldonado le dijo que no, por eso uno de mis hijos se fue a la Comisaría de Villa Galicia” relató la mamá de Jennifer, y sumó que su otro hijo, cuando fue a la 10°, le indicaron que debía ir a la 5° de Fiorito para radicar la denuncia. “Sin haberse cruzado, a mis hijos le pasó lo mismo” lamentó.

Otro de los testigos presenciales fue un vecino de la familia, que la noche que Jennifer permaneció internada, acompañó a uno de los hermanos a la comisaría, y se “plantó” frente al comisario que no quería tomar la denuncia en la Comisaría de Fiorito, porque correspondía a la seccional de Puente La Noria. Frente a ese hecho, el personal de la Comisaría 5° llama a la Fiscalía, donde le dicen que la denuncia ya estaba radicada por personal de la seccional de Villa Galicia, donde se había dirigido el otro hermano de Jennifer. “La radicación de la denuncia no es porque Maldonado se encargó de averiguar, sino porque la Comisaria de Villa Galicia, en última instancia y por razones humanitarias, le toma la denuncia a mi hijo” recalcó Socorro.

“Yo quiero saber a quién encubrieron” pidió Socorro, y describió la “negligencia, inoperancia de la comisaría 10°, donde no fue sólo Maldonado”. Para la madre de Jennifer, dicha descripción comienza un tiempo antes del accidente que culmina con la muerte de su hija, ya que “desde los móviles se decían que se suponía que la moto que atropelló a mi hija era la robada” y “dejan pasar todos esos datos”. Al día de hoy, aún se desconoce el paradero de la moto y quiénes manejaban la misma.

Socorro también declaró en el juicio, en un testimonio que describió como “contundente”, y adelantó que Maldonado “tiene que ser condenado” por lo hechos que se ventilaron en el mismo. “Es irrefutable lo que su defensa plantea, es una máquina de mentir” indicó, y aseguró que tiene “plena confianza” en el fiscal, el juicio y su abogado.

Jennifer tenía 29 años y estaba por recibirse de Licenciada en Bioquímica de la UBA. El 13 de noviembre de 2014, a las 18.40, fue atropellada por dos jóvenes que se movilizaban en una moto de alta cilindrada, a metros de la esquina de Recondo y Guaminí, en Ingeniero Budge, Lomas de Zamora. Jennifer falleció al otro día del hecho, por la mañana, en el Hospital Gandulfo de Lomas de Zamora, como consecuencia de las graves heridas sufridas al ser embestida por la moto.

Pese a que al día de hoy no hay datos firmes sobre los sujetos que manejaban la moto, continúan los esfuerzos para intentar dar con el paradero con una campaña impulsada para hallar testigos que puedan dar información fehaciente. Quienes puedan aportar datos pueden comunicarse al 4003-1200 interno 2588.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *