Un Jefe del Servicio Penitenciario Bonaerense separado de su cargo por fotos de sus hijos con armas

El Servicio Penitenciario Bonaerense informó que, ante las publicaciones en la red social Facebook pertenecientes a un funcionario penitenciario que habría fotografiado a sus hijos menores de edad portando armas de fuego de la fuerza, se decidió su inmediata separación del cargo y se inició un sumario interno por la exhibición de armas por parte de menores de edad.

Una vez que se avance con la investigación se adoptarán las medidas disciplinarias que se estimen corresponder, se agregó.

Se trata del jefe del departamento armamento del SPB, quien esta tarde publicó en su cuenta de Facebook tres fotos de sus pequeños hijos, durante una “visita al trabajo”, en las que se ve a los niños portando distintas ametralladoras, frente a un armario donde estaban almacenadas junto a otras armas de fuego.

Por este motivo, el SPB emitió un comunicado esta noche en el que cual informó “que se ha decidido su inmediata separación del cargo”.

“El Servicio Penitenciario Bonaerense comunica que, ante las publicaciones en la red social Facebook que son de público conocimiento, pertenecientes a un funcionario penitenciario que habría fotografiado a sus hijos menores de edad portando armas de fuego de la dotación del SPB, se ha decido su inmediata separación del cargo y se ha iniciado un sumario interno por la exhibición de armas por parte de menores de edad. Una vez que se avance con la investigación se adoptarán las medidas disciplinarias que se estimen corresponder”, expresó el escrito difundido.

Según consignó AN Digital de La Plata, el ahora ex jefe de Armamento se llama Cristian Alejo Ribnikov y las armas largas forman parte del inventario que tenía a su cargo hasta hoy. El penitenciario, al que sus colegas apodan “Rambo”, publicó las imágenes en su perfil, que no tenía filtro de privacidad, y tituló el episodio como “Visita al trabajo de los pequeños Ribnikov”. Tiempo después, a sabiendas del escándalo que se había generado, borró las fotos de la discordia.

De acuerdo a lo que le confirmaron al mismo portal de la capital bonaerense, el hecho sucedió efectivamente en la oficina que el funcionario ocupaba en el edificio de Jefatura, entre las calles 4, 5, 34 y 35 de La Plata.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *