El oficialismo intenta mostrarse unido en Avellaneda

 

Scioli-y-JuárezEn la certeza de que todo puede terminar mal, con las diferentes causas donde se investiga a la gestión del intendente Jorge Ferraresi en Avellaneda, investigaciones que en distintas causas penales en curso se harían extensibles las responsabilidades a los concejales que han levantado la mano, para aprobar algunas «maniobras y negocios».

La política es así, los políticos van y vienen, crean alianzas, las destruyen, se denuncian mediáticamente, mienten, pero demuestran tener una capacidad increíble y única, que los hace dar declaraciones y señalar a otros a pesar de no «tener su propia casa en orden».

Tanto rosquearon en el 2014 por «tirarse» por la cabeza acusaciones y operaciones, que pasó lo que inevitablemente pasa, el vote a Ferraresi se le hizo incontrolable y con riesgo de zozobrar. El daño que los propios han causado a la gestión del intendente, no tiene hoy forma de ser reparada, han dejado demasiadas intrigas y desconfianzas entre ellos mismos, de las traiciones no se vuelve y siempre quedan algunos más heridos que otros.

Como era de esperar, la bajada de línea hoy es mostrarse unidos, por eso hoy publican declaraciones de la concejal Verónica Juárez, fustigando a la oposición con el título «la oposición está cada vez más corrompida».

A esta altura, es evidente que Verónica Juárez, necesita «la mano» con billetera oficial, y no está mal, nadie puede hacer política sin dinero, de esta forma, los supuestos representantes de los vecinos, son condicionados para trabajar y actuar por la corrupción de los que están temporariamente en el poder, a diferencia de los que hablan de corrupción, puedo hacer mención de esto, porque he presentado las correspondientes denuncias y será la justicia la que tenga que investigar, lamentablemente los plazos y las chicanas harán que seguramente varios puedan esquivar un procesamiento y llegar a las elecciones.

Analicemos como siempre las frases de la entrevista.

“Se trabaja con obras, presencia en los barrios, con las organizaciones barriales, los clubes y con el trabajo que cada uno tiene en la ciudad”. 

Engañar a los vecinos es muy simple cuando muestro algo nuevo, cuando «maquillo» otra cosa, pero omito contarle a los vecinos que van a disfrutar de eso que vale 10 habiendo pagado 1000, es decir, con dinero y con comisiones así, todos somos hacedores de obras. ¿Quién dejaría pasar un negocio así?, más cuando de ese sobre pago, las empresas están vinculadas al funcionario. Para que se entienda, las obras, son necesarias, pero no a cualquier costo y menos cuando ese costo enriquece a los funcionarios, pensar y aplaudir obras que nos endeudan, es ser un idiota, no conozco nadie que aplauda si tiene que poner el dinero de su bolsillo por pagar de más.

“El intendente tiene tiempos y responsabilidades diferentes a los que tiene un concejal. “Yo puedo decir abiertamente que estoy acompañando a Daniel Scioli porque creo que viene a recuperar el peronismo, viene por las políticas de desarrollo”

El resto de la nota no aporta nada nuevo, la concejal apoya a Scioli, igual que el concejal Héctor Villagra, y es para ponerse a pensar si el espacio de Daniel Scioli, es un cambio con estos apoyos, incluso es una falacia vincular a Scioli, por lo menos hoy, con políticas de desarrollo, cuando aún lo insultan los inundados de La Plata, cuando se redujo el gasto por alumno de comida en los comedores escolares, no jodan muchachos, ¿cuáles son las políticas de desarrollo?, los partidos de fútbol?.

Luego hace una breve referencia a la candidatura de Hernán Doval, que hoy por hoy es otro de los «enemigos» de la gestión, al que van a comenzar a operar para desprestigiar, el que seguramente tiene muchas cosas para criticar, pero era excelente cuando entregaba subsidios a clubes dominados por la gestión.

Verónica Juárez tiró un ladrillazo fuerte a la oposición al definirlos como corrompidos, y tal vez sea cierta su apreciación, nos gustaría a los vecinos saber quienes son los CORROMPIDOS, uno debe hacerse cargo de lo que dice, y la oposición en su conjunto debería pedir las explicaciones y aclaraciones al respecto, por eso de que el que calla otorga.

Como política, como concejal tiene la obligación de dar los nombres, o retractarse si fue una expresión pasional, eso solo lo sabe ella, es una lástima que una concejal con tanto empuje, con proyectos interesantes terminé claudicando en la necesidad de «asegurarse» un espacio, está es la clase de política que no lleva a nada, que no les sirve a los vecinos. En lo personal, la concejal había marcado una diferencia con el resto participando y actuando del lado de los vecinos y apoyamos y destacamos su compromiso, pero pasados unos meses, tomó distancia de la gente, y al parecer hoy prefiere mostrarse unida al resto de los concejales oficialistas que van a tener que ir a la justicia a explicar varias votaciones y proyectos aprobados, está muy bien que ya se empiecen a usar ciertas palabras CORROMPIDO es una palabra que va de la mano con CORRUPCIÓN.

 

 

Por Marcelo Ricardo Hawrylciw

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *