El Cottolengo de Don Orione en peligro de cierre por la falta de pago del Estado nacional

   El Cottolengo de Don Orione es reconocido por su trabajo social a personas con discapacidades severas que no tienen familia o sus familias no tiene recursos para asistirlos pero por estos días, la situación se ha vuelto críticas para el lugar ya que el Estado nacional les debe siete meses de prestaciones del programa Incluir Salud, lo cual, pone en riesgo el funcionamiento del Cottolengo.

Desde hace más de 80 años que la entidad lleva a cabo su trabajo social en Almirante Brown y por estos días atienden a más de 400 personas con discapacidades severas lo que hace que no puedan prescindir de sus medicamentos y de otros elementos. Hasta el momento, no hay una solución por parte del Gobierno nacional y de la vicepresidenta Gabriela Michetti que es quien está a cargo del Programa Nacional de Discapacidad.

En diálogo con DiarioConurbano.com, la coordinadora de la obra Don Orione, Beatriz Pérez, puntualizó: “Se nos deben siete meses de pago de prestaciones del programa nacional Incluir Salud. Desde enero que no se nos paga y se nos hace imposible sostener el trabajo”.

Sostuvo que se les hace “imposible pagar sueldos, pagar cargas sociales, pagar a los proveedores y los medicamentos, lo cual, torna todo en una situación compleja porque las personas con discapacidad que se atienden, la mayoría no tiene familia y mucho otros no tienen familias con recursos”.

“Nosotros estamos a cargo de ellos pero no podemos dar una respuesta por este corte que ya lleva siete meses y nos estamos quedando sin recursos económicos”, aseveró Pérez y contó que durante este tiempo se manejaron “con recursos que estaban reservados”.

A pesar de que los atrasos en los pagos datan de hace dos años, en el último tiempo “comenzó a profundizarse” y desde el Ministerio les dijeron que “se debía a que había cambiado el sistema de facturación y pago, que se habían digitalizado los expedientes y de apoco se fue retrasando más y más”.

En ese sentido, la coordinadora apuntó que “si los pagos siguen atrasándose, no se puede tener a las personas que están en el Cottolengo sin alimento, sin medicamentos, y las que vienen a trabajar ya no pueden venir si no cobran” y lamentó: “No encontramos una salida a esto y hasta el momento no recibimos ninguna información a pesar de que el programa es nacional y de obligatoriedad para las obras sociales de darle cobertura a las personas con discapacidad”.

Además, Pérez indicó que recurrieron a la Justicia mediante un recurso de amparo para que le paguen en tiempo y forma, a lo cual, la Cámara y los jueces fallaron a favor del Cottolengo pero “ni eso alcanzó para tener un resultado”.

“Entendemos que se hagan ciertos recortes pero no en una población tan vulnerable con discapacidad. No se pueden aplicar los mismos criterios que para otras áreas  y no es solo a nosotros lo que nos pasa porque hay 14 Cottolengos en otras provincias y están en la misma situación”, sentenció.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *