Dictaron la prisión domiciliaria para Grassi

El Tribunal Oral en lo Criminal 1 de Morón resolvió revocarle el beneficio de prisión morigerada que gozaba por haberse referido a una de sus presuntas víctimas en un programa de televisión.

Julio César Grassi, el sacerdote condenado a 15 años de prisión por abuso de un menor, quedó ayer por la noche arrestado por orden de la Cámara de Garantías de Morón, pero su prisión será domiciliaria por haberse referido a una de sus víctimas durante un programa de televisión.

Así lo informaron fuentes judiciales, que precisaron que la decisión fue tomada por el Tribunal Oral en lo Criminal 1 de Morón, el mismo que en 2009 había dictado su condena y dispuesto una serie de medidas a cumplir en libertad.

Entre esas medidas figuraba la prohibición de ingresar a la sede de la Fundación Felices Los Niños, pero el fiscal y la querella lo acusaron de haber violado esa condicion y citaron a declarar a una periodista y un abogado. Grassi fue llevado a la DDI de Morón en un camión de Infantería de la policía.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *