Denuncian a la Policía Comunal de Patagones por torturas a un joven

denuncia-policías-PatagonesEl hecho sucedió el pasado 9 de junio, cuando Aron García llamó a la policía pidiendo que «lo rescaten” de unos jóvenes que “le querían pegar”. Contrariamente, fue llevado detenido a la comisaría donde fue golpeado y amenazado. Una investigación interna resolverá la situación de los policías implicados. El intendente, Ricardo Curetti, apoyó al joven y aseguró: “no protejo policías».

En el marco de una sesión ordinaria del Honorable Concejo Deliberante de la localidad bonaerense de Carmen de Patagones, fue presentada ayer una denuncia pública contra efectivos de la Policía Comunal acusados de torturar a Aron García el pasado 9 de junio en la comisaría local.

La presentación fue encabezada por la madre del joven, Patricia Vinet Vicuña, quien denunció a los efectivos por apremios ilegales, vejaciones, abuso de autoridad, violación de los derechos humanos y persecución contra su hijo.

Según informó el diario viedmense Noticias de la costa, la denuncia también la realizó en la Ayudantía Fiscal de Patagones y, además, quedó en manos del Ministerio de Seguridad provincial por lo que se prevé que Asuntos Internos resolverá la situación de los policías implicados.

En cuanto al hecho, la madre comentó que todo comenzó a las 17 horas del 9 de junio pasado cuando su hijo llamó a la policía pidiendo que «lo rescaten de La Anónima porque afuera había tres jóvenes que le querían pegar por una discusión en un boliche de Viedma”.

De acuerdo a sus declaraciones públicas, la policía fue al supermercado, pero no rescató a García sino que lo llevó demorado a la Estación Comunal. Luego de un tiempo de espera “les digo que voy a ir a los medios, aparecen tres personas a denunciar a mi hijo por amenazas. Entonces el oficial Broy cambió la carátula a detenido, incomunicado, resistencia a la autoridad y amenazas con arma de fuego», relató Vinet Vicuña en el HCD local y agregó “todo muy raro porque fue mi hijo quien llamó a la policía, de qué resistencia hablan, de qué arma”.

En la Comisaría, según la denuncia, el joven fue golpeado y amenazado. Además, lo habrían querido violar con un palo. «Le metieron la cabeza en un tacho con agua, le pusieron bolsas en la cabeza como en las peores épocas de la dictadura militar”, describió la mujer. Vale remarcar que los golpes propiciados en la dependencia fueron constatados por un trabajador del lugar que no participó del hecho.

Sin embargo, el trajín no terminó ahí: horas más tarde, en la madrugada del 10 de junio, el joven fue llevado a Bahía Blanca. Su madre aseveró que “en el trayecto, el policía que iba atrás con él le iba pegando. En Bahía Blanca lo dejaron sin documentación y sin cordones, así caminó hasta la Terminal de Colectivo, más de 20 cuadras”.

La mujer remarcó que tienen miedo de salir a la calle. «Nos sentimos presos en nuestra casa y estos tipos andan libres. No se qué apoyo tienen‘, dijo la madre. Sin embargo, recibió el apoyo del intendente Ricardo Curetti, quien dijo: «quiero ser claro y contundente, tengo la responsabilidad de la Policía, pero no protejo policías», aunque aclaró que “la Justicia es independiente del poder político”.

 

(InfoGEI) Ga

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *