Denuncian a la empresa mayorista de supermercados Vital por discriminación y maltrato laboral

La empresa de supermercados mayorista Vital despidió a un trabajador luego de que este publicara en su facebook que mantenía una relación sentimental con otro trabajador.

Daniel Barboza de 30 años ingresó a trabajar en la cadena de supermercados mayorista Vital, en la sucursal Tronador que el grupo Maycar, de la familia Pochinki posee en el barrio porteño de la Chacarita. Su pareja Joel Hurtado de 23 años trabaja como repositor del Frigorífico Riosma y se ocupa de la reposición de sus productos en la misma sucursal. Llegaron desde Jujuy para trabajar, establecerse y formar una familia juntos.

“Una persona que trabajaba conmigo en Vital que admití en mi facebook vio en mi perfil que mi pareja era Joel a partir de ahí el rumor empezó a rodar en el mercado, el trato del supervisor cambio totalmente para mal” cuenta Daniel mientras acaricia las manos de Joel, con quien comparte su vida desde hace tres años.

“A principios de este años nos radicamos en Buenos Aires en busca de trabajo, nuestra intención siempre fue llevar una vida juntos, trabajar, seguir estudiando; Joel se recibió de enfermero y por mi parte soy maestro mayor de obras”
comenta el trabajador despedido hace dos semanas de la cadena minorista.

“Se generó el rumor entre mis compañeros de trabajo sobre mi condición homosexual luego cuando vieron en mi cuenta de facebook que mi pareja era Joel, me aconsejaron colectivamente que no dijera nada, porque me iban a echar”.

Y tenían razón, el cambio en el trato fue brutal. Daniel comenzó a ser objeto de un acoso laboral y una constante persecuta donde todo lo que hacía siempre estaba mal.

“El cambio fue tan grande para conmigo, lo que me hizo suponer que le había llegado el rumor sobre mi condición sexual, en un principio yo no quería admitirlo en mi trabajo por temor a perder el empleo ya que en más de una ocasión a mi jefe lo escuché hablar con términos homofóbicos con los cuales me sentí agredido y discriminado; en una oportunidad me preguntó si un compañero era “putito”, a lo que le respondí que no sabía nada pero en todo caso de serlo ¿cual era el problema?, él me dijo que si era gay, ya lo hago echar”.

«Los trabajadores internos y externos que conocían la forma de manejarse de los jefes de Tronador nos aconsejaban que ocultemos lo nuestro, eso me trajo un problema con Joel porque el se sentía muy mal cuando yo lo negaba, llegamos a una situación en que debí optar entre conservar el trabajo o perderlo a él.» confiesa el joven.

“A partir de que mi condición sexual y relación sentimental era de conocimiento entre los trabajadores y jefes de la empresa, pasé de ser un trabajador ejemplar a ser un mal empleado que no rendía, que no cumplía y era mal compañero y que debía renunciar, los compañeros me decían ‘este la tiene con vos’ en referencia al jefe de mi sector».

Durante los últimos días que Daniel estuvo en Vital, el maltrato que sufría le produjo problemas de salud, con fuertes dolores de espalda cuyo diagnóstico fue una lumbalgia que lo tuvo postrado una semana, sin embargo a su regreso no recibió ningún tipo de consideración y fue nuevamente destinado a sectores donde debía reponer mercadería de peso y alta rotación.

A pesar de sufrir el maltrato diario Daniel y Joel están felices de la decisión que tomaron, «de esta forma terminamos con el rumor y el malestar psicológico nos ocasionaba, muchos compañeros me felicitaron por el coraje de haber admitido nuestro amor, sabiendo que si se enteraban me iban a echar”, agregó Daniel.

Hecho que finalmente ocurrió el 20 de agosto de 2011.

7 comentarios de “Denuncian a la empresa mayorista de supermercados Vital por discriminación y maltrato laboral

  1. Es una verguenza que una empresa tan grande,tenga gente incapacitada para poder tratar un tema tan simple que ya se instalo en nuestra sociedad como normal,que no son,ni seran las unicas personas en pasar por este trato,una empresa como vital ya tendria que estar preparada para este tipo de situaciones mientra las personas responden como empleado,que importa la vida privada fuera de vital,yo les diria a EDUARDO ,que reincorpore a este muchacho y se evite un dolor de cabeza mas, los gastos de abogados si no hace falta con esto no va a cambiar la mente del mundo,ni de las personas…..

  2. El próximo sábado 15 de octubre se llevará a cabo un acto de repudio a la discriminación y el maltrato que sufrió un trabajador de la cadena de supermercados mayorista Vital luego de que sus superiores se enteraran que este era gay. El evento tendrá lugar en la sede central de la cadena mayorista ubicada en Av. Chorroarín al 1002 del barrio porteño de la Chacarita, a partir de las 12 del mediodía.

  3. parece que esta sociedad tiene que adaptarse a cambios que se estan produciendo, las personas deben buscar su propia felicidad y nadie ni nada debe prohibirselo. la persecusion en las empresas es un hecho, conocido como «mobbing»,el libro del autor lembos,es muy bueno.LA empresa puede despedirnos, pero cuando el justificativo evidente es la orientacion sexual, eso es un delito hacia cualquier persona,cualquier ser humano,o cualquier alma.

  4. creo que la empresa vital deberia despedir a este supervisor si ningun tipo de imdemnizacion ya que su accionar personal perjudica la imagen de la empresa ante mas de un millar de clientes que pertenecen a la divercidad, paderes, hermanos en realidad la sociedad en su conjunto que valoramos a las persomas por su capacidad y no por su sexualidad, que pasaria si le hicieramos un voicot de no concurrir por dos o tres dias a esa sucursal con este seudo ser humano y su discreminacion ( no tenda hijos este señor ) porque uno no elige la sexualidad de los hijos …….. deberia replantearce su proceder y tu Daniel y Joel adelante quiesnce mucho y ve contra la firma y tambien contra el supervisor no olvides que el actuo solo que la firma vital no le debe haber ordenado tu despido por homosexual

  5. La vertdad que esto fue un intento de robo, estos putos la tienen que seguir chupando. Eduardo Pochinki para presidente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *