Chaco: Detuvieron al acusado de atropellar y matar a Nicolás Degli Innocenti

 Se trata de Joan Martín Leyes, quien permanecía prófugo desde hacía cuatro años. Fue aprehendido en Chaco. El padre de la víctima, Jorge Degli Innocenti, celebró la noticia y afirmó que “ahora Nicolás va a poder descansar en paz”. Ya había tres procesados y por pedido de la familia, el juicio se había postergado hasta que se diera con el prófugo.

La policía de la Ciudad de Buenos Aires detuvo en Chaco al presunto asesino de Nicolás Degli Innocenti, quien falleció tras ser atropellado a la salida de un boliche de San Telmo en enero de 2013.

Se trata de Joan Martín Leyes, un joven de 23 años y oriundo de esa provincia que se encontraba en una reunión familiar por el cumpleaños de su hermano.

La Justicia había determinado, por medio de una minuciosa investigación, que se encontraba en Presidencia Roque Sáenz Peña, un pueblo chaqueño donde se habían trasladado sus familiares después del homicidio, lo que despertó la sospecha de los fiscales a cargo del caso para que ordenaran el operativo.

Por su parte, el padre de la víctima, Jorge Degli Innocenti, sostuvo que “se sabía que el acusado no contaba con los recursos necesarios para montar una infraestructura que le permita mantenerse mucho tiempo prófugo”.

El jefe del bloque oficialista del Concejo de Avellaneda, se mostró conforme con el accionar de la Justicia y aclaró que “hubo una demora porque faltó determinación política”, en referencia a la coordinación entre la Justicia y la Policía de la Ciudad de Buenos Aires.

“Esto permite cerrar una etapa en mi vida y la de mi familia, que de otra forma era imposible”, explicó Degli Innocenti, al tiempo que aclaró: “A mi hijo no me lo devuelve nada, pero por lo menos alivia un poco el saber que ahora Nicolás va a descansar en paz”.

La familia había solicitado que el juicio fuera postergado hasta que se concrete esta captura. Es que ya había tres personas procesadas, pero restaba dar con el hombre que manejaba el auto que embistió a Nicolás. “Creemos en la Justicia, ahora depende de ellos”, comentó.

El prófugo era buscado por Interpol y este año el Juzgado Nacional en lo Criminal y Correccional Nº 31 solicitó a la División Homicidios de la Policía de la Ciudad que lo buscaran. Acompañados por la policía chaqueña, el presunto homicida fue apresado después de una persecución que terminó en el domicilio de uno de sus vecinos, donde fue reducido y trasladado inmediatamente a la Ciudad.

Por la muerte del joven ya habían procesado a Francisco Paradela, el propietario del Toyota Corolla; Jonathan Cabrera, por amenazar a los amigos de la víctima; y Hugo Maldonado, el mecánico que ocultó el vehículo.

El hecho. Ocurrió el 27 de enero de 2013, cuando Nicolás Innocenti caminaba con sus amigos en Capital Federal. Cerca de las 5 de la madrugada, el joven fue arrollado cuando cruzaba la calle en la intersección de las calles Perú y Chile por un vehículo que circulaba a gran velocidad.

Nicolás murió y las cuatro personas responsables del hecho escaparon. El vehículo fue encontrado luego de intensas investigaciones en un taller ubicado en Pilcomayo al 1000 y se confirmó que fue el causante de la muerte del joven tras numerosas pericias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *