Campamento piquetero en la 9 de Julio: acusan al Gobierno de «clientelismo»

piqueteros-9-de-JulioVarios grupos, liderados por el Frente Darío Santillán, instalaron carpas sobre la avenida, cerca del Ministerio de Desarrollo Social. El corte empezó al mediodía y provocó un caos de tránsito. Planean pasar toda la noche en el lugar. Piden participar en los planes sociales oficiales para cooperativas.

Los piqueteros que mantienen cortada la 9 de Julio desde pasado el mediodía realizan un campamento sobre esa avenida que piensan prolongar durante toda la noche ante lo que consideraron respuestas insatisfactorias por parte de «funcionarios de segunda línea» del Ministerio de Desarrollo Social que conduce Alicia Kirchner.

La protesta, en la que participan varias organizaciones sociales y que lidera el Frente Darío Santillán, es en demanda de «una distribución más equitativa» de los planes asistenciales por parte del Gobierno Nacional, específicamente por los del programa Argentina Trabaja dirigidos a cooperativas. Durante la hora pico, la zona fue un caos de tránsito.

Los manifestantes, que acusan al Gobierno nacional de «clientelismo», instalaron carpas sobre la avenida cerca de la sede del Ministerio de Desarrollo Social. A la medianoche, eran cerca de mil los que mantenían cortada la 9 de Julio, a la altura del cruce con la avenida Belgrano, desafiando el fuerte viento, aunque ya sin la molestia de la lluvia.

Cerca de ellos, algunos policías realizaban una discreta custodia del lugar. El número de efectivos dejaba en claro que, al menos por el momento, no era inminente algún intento de desalojo. Algunos manifestantes ya se disponían a dormir en las carpas instaladas sobre el asfalto de la avenida; otros se amontonaban en los canteros; y otros amenizaban el momento con «picados» de fútbol jugados con improvisadas pelotas de bolsas de nylon.

Por la tarde, la situación parecía encaminarse cuando algunos dirigentes del grupo se reunieron con funcionarios del área. Pero los dirigentes se quejaron de que las respuestas estuvieron por debajo de lo que ya les había prometido el Gobierno, al que acusan de usar «un criterio discrecional y restrictivo a favor de los punteros» municipales a la hora de asignar planes sociales.

Según denuncian los manifestantes, la cartera que conduce Alicia Kirchner «incumplió el compromiso tomados emanas atrás con las organizaciones sociales para la incorporación de desocupados en cooperativas más allá del manejo clientelar de los intendentes del Conurbano».

A través de un comunicado, también advirtieron que las protestas «recrudecerán y se radicalizarán» en el futuro con el fin de hacer ingresar a militantes de esos movimientos en el Programa Argentina Trabaja.

En ese marco, anticiparon que realizarán escraches a la presidenta Cristina Kirchner en el Conurbano y retomar los piquetes y cortes sorpresivos en accesos a la Capital Federal.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *